Agujero Negro

Hablaré del agujero negro que
en mi pecho ha erosionado,
hambriento consume 
uno a uno, mis órganos

Escribiré tal vez que
la mezcla de soledad y orgullo
me han dejado inestable,
contando los muertos

Imaginando las idas y vaivenes
del espectro que se marcha,
sí, te vas y arrasas con todo,
incinerando las memorias

Plasmaré en pocos versos
la fugacidad del multiverso
que se asemeja a deseos
escondidos del ayer

Fuerzas gravitatorias
conspiran contra mí;
quedo acunada en medio
de este agujero negro sinfín

Amarat

Anuncios

Oasis

Ráfagas de dunas diluidas
nos obligan a cerrar los ojos,
ramos de palmeras entrevén
un oasis que perjura cautivar
al errante con su voz de sirena,
llamando desde dentro del lago,
llamando con un coro envolvente

transeúnte, asoma a investigar
sobre lo prohibido –o perdido-
él ronda los mantos de arena
y aúlla tras las sombras que
quedan, tras exterminar al sol

quédate, el paraje de ventiscas
arrullará tus veladas con danzas
de tierra, adornará con vino tinto,
la furia que, de a pocos se acorrala
más y más, detrás de las montañas

Amarat

UN PAR DE OJOS TRISTES

los ojos tristes de un animal
que transita las calles de Lima 
buscan en mis ojos, con miedo,
la bondad de la humanidad 
de la que ha oído hablar

pero mis pasos aprisa 
siguen de largo en la vía 
y mi aura de problemas 
se retuerce con apatía 
volteo, ha caído la mirada

ha perdido la esperanza
entre la multitud que la apaga
mi rutina no me permite retornar
me subo al bus y lo veo retirarse
cansado, soy una más que se aleja

me sumerjo en pensamientos
mas, mi inconsciente lo evoca
se cuela en mis memorias
sus huesos desahuciados
por el hambre corrosiva

este planeta no da abrigo
ni a bestias ni a humanos
y como él, mil otras caras
de animales, que no son sino,
el rostro de nuestra indiferencia

Amarat

 

img_1078