Realidad

La realidad de lo que vemos es un 
efecto secundario de las córneas,
no está ahí ni en una cuarta parte,
es una alteración imperceptible 
 
un paralelo al multicosmos 
que recreamos ‘n’ veces, 
por lo que nos enseñan 
y lo que logramos apreciar 
 
defecto de normalidad injerto 
en nuestra médula, tanto que, 
se juzga y prohíbe en base a  
ella, pero, ¿qué es lo normal? 
 
¿Qué es la realidad? 
Lo que vivo en 4 paredes 
o la guerra en Siria 
¿qué es lo real? 
Mi conexión a internet o 
lo que pasa en la deep web 
 
¿Qué es el bien o el mal? 
Robar para comer, catolizar para mentir 
¿Hay límites? Si el universo no los tiene 
 
¿Qué diferencia a un humano  
de un meteorito inhóspito?
¿Qué nos diferencia de las bacterias?
o las plagas que se multiplican sinsentido 
que arrasan con lo gentil que queda 
de esta atmósfera salvaje 
 
porque es distinto ¿cierto? 
¡claro que no! si lo percibimos 
-a salvo- desde Plutón, pues 
si de realidades hablamos, 
esta es la situación de Tierra:
la estamos asesinando como un 
streptococcus pneumoniae a un pulmón

Amarat

Libertad

No sabemos -de hecho- lo que eres,
concepto inefable puesto en palabra
¿Dónde será que te obtengo?
Quizá en campos de la infancia
entre montes de mi hipotálamo

No, no tienes cabida en este plano,
sin embargo, libertad, sin embargo,
te siento en esta grieta en la que
me arropo a diario, para darme
espacio, resguardo del tiempo,
que no mide el cómo pasa

Libertad

¿Será que nacemos contigo?
o que si quiera te conocemos,
o es que nos fuiste arrebatada
incluso antes de poder palparte,
por qué te siento jaula en pecho,
tu anhelo me instiga a perseguirte
como un buitre rondando la muerte

Mis ojos cerrados te oyen susurrar,
vuelcas en mí el sabor a esperanza
con esa sonrisa que compartimos,
te observo en una caricia solitaria 

Estás aquí, en calles del Centro
cuando la tomamos cientos,
reconquistando derechos;
eres paraíso en mi pensamiento
el sueño de América, que no me vendieron
pero que hallo en el accionar fuera del guion
preestablecido -por autoridades extranjeras-

Libertad

Tal vez, eres un querer errado
que no nos han ni enseñado
porque nos vendaron párpados
(y manos) quizá no te conozco,
aunque eres inherente al alma,
a lo mejor, si cerramos los ojos,
bien, hagámoslo ahora que quiero oír
el silbido de aves que habitan tus pulmones,
el canto de las sirenas que habitan tu garganta

Libertad, crisálida prometida,
sólo podré sentirte en la brisa,
en el intermedio de mis hemisferios,
no eres algo que halle en concreto
sino una vibración de mi epidermis,
eres un agasajo para mi cerebro,
la pausa entre realidad y fantasía
¿Será que dejarás de ser utopía?

Amarat

Poeta

Maldito Pablo,
que con tus versos 
me condenaste a amar,
te proclamo insensato
porque me enamoraste 
como a cien mil mujeres,
con letras de cariño falso 
 
Aquellas que aspiré 
hasta hartarme, hasta arrojar, 
hasta que mi nariz sangró sin parar,
por no poder retener en mi cuerpo 
ni una pizca más de ese reciclaje,
de palabras que suenan bonito 
pero que no contienen mensaje 
 
te expongo porque te quise, 
a ti y tus promesas ligeras 
de una fantasía barata,
a ti y tu efecto sinestésico, 
te maldigo, Neruda, con el 
hechizo de la revuelta de brujas, 
que miles como tú no vieron venir

Amarat

No te amo

no te amo, 
sin embargo, 
estoy llorando 
 
recreando alboradas 
reconstruyendo el castillo, 
qué es lo que extraño de ti 
 
no entiendo  
cómo aún hieres, 
sé que ya no estás 
 
no hay regreso 
ni poemas que  
acompañar 
 
he borrado canciones; 
sin embargo logras colarte 
como un gusano en la manzana 
 
esa minúscula grieta 
colapsa el tanque 
que se resiste a abrir 
 
pero es tan pequeña 
que no lo nota, hasta  
que un sábado explota 
 
doblo la esquina de la hoja 
para resaltar ese pasaje 
enmarco tu retrato 
 
le prendo fuego 
le tiro agua hirviendo 
y aún no lo consigo 
 
qué hago si no te olvido 
qué hago si no te amo 
¿cómo sobrevivo?

Amarat

No tienes cabida

Hay corazones trasparentes
como el canto de un ruiseñor
ellos, por contrario al anhelo,
no fueron hechos para este orbe
lo corroboran las prontas partidas,
un corazón cuyo amor es fuego vibrante
no le pertenece a la jerarquía en Tierra

esta cárcel circular que habitamos
es sólo apta para quién sobrevive
para quién manipula alientos foráneos;
no para aquellos que no ven la inmundicia
la fase decrépita en la que nos hallamos,
no, sus ojos fueron sellados,
preservando su inocencia
con bendita ignorancia

sus días fueron desborde de felicidad,
hasta el último de ellos fue matizado
con aprecio sincero por la humanidad,
ellos no vieron los hilos que nos jalan
ni sufrieron la derrota de sus sueños
¿hay acaso algo más puro que eso?

ven, alúmbranos un rato
con tus gratos recuerdos,
que el sendero se complica
o lo enmarañamos nosotros,
al decidir hurgar en los intestinos
de un monstruo llamado sistema
¡oh, luminoso ser ido! que tu fe
se me contagie con un canto

que, por lo menos, uno de nosotros,
descansa ya de la voracidad que rodea,
que, por lo menos, una de nosotras
se convertirá en polvo estelar,
mantente luz, ente pasajero,
y al menos de vez en cuando,
ven e iluminamos un tanto

Amarat

Máquina de Escribir

estoy cansada, mas, 
hay tantos párrafos 
que aún no he leído 
que requiero crearlos 
identificarme en frases 
¡burda manera de existir! 
 
determinar con un lápiz 
quién vive o quién no 
qué labios perduran 
a través de décadas 
qué heridas conservo 
para sangrarlas luego 
 
regocijarme en el odio, 
volver a llorar las penas, 
explotarlas, recurrir a ese 
sentir, una y otra y otra vez 
inundarme de esta náusea 
de ese olor a leche podrida 
 
sobre-poblar tu cerebro 
con voces intermitentes 
de psicópatas y amantes 
enfurecidos, hablando a la par 
de la voz interna, que evoca 
las victorias y las tinieblas 
 
estoy a un salto  
de perder la cordura 
(les he advertido antes) 
en líneas premonitorias 
es eso, o, quizá he invertido  
muchas horas en esto de escribir

Amarat

Antes de jalar el gatillo

No espero a que apuntes tu arma 
antes saco la mía, por precaución, 
la sostengo debajo de la mesa  
apuntando directo a tu vientre 
 
estoy esperando que pronuncies 
la combinación inexacta de palabras 
que proporcionen una razón inicua 
para volar el lugar en un santiamén 
 
tu lengua a penas articula silabas, 
mas, estoy dispuesta a despellejar 
tus argumentos, porque, vamos, casi 
leo tu mente a 10 cuadras de distancia 
 
repentinamente, pronuncias otra fórmula 
destruyes mis prejuicios, mi ego me ridiculiza 
muestra lo apurada que estoy en dar respuesta 
en vez de escuchar de lo que habla el opositor 
 
me demuestras que es posible sorprenderse  
que no me corresponde juzgarte sin escuchar 
y la lección más valiosa que obtengo de ti es que, 
no es conveniente portar armas en una conversación 

Amarat

Salidas

Estoy haciéndome líos, lo sé, 
pero has salido con esa chica,
no es que no puedas, no estamos 
no es que lo hagas, es que lo creo 
 
¿o lo deseo? Quizá lo ambiciono 
así tengo excusas para odiarte, 
insisto en pensar en ello, en … 
cómo te la coges ¿lo haces? 
 
no respondas a eso, o sí, 
dime ¿quién te gusta más? 
es acaso suave ¿gentil? 
o te golpea ¿te domina? 
 
¡Carajo! Lleno mi cabeza 
con imágenes pornográficas 
no me importa, en serio, no, 
incluso, me sentiría mejor, 
o al menos, eso pretendo 

Amarat

Transgresión

Inconsecuencia ante doctrinas 
normalidad que se transforma 
Queer, poliamor, sin géneros 
actuar conforme a gustos 
gustar conforme a ideas 
 
rock psicodélico, música disco,  
revelan espíritus insatisfechos 
lo establecido es una invención 
lo recuerda la Santa Inquisición
o el entretenido coliseo romano 
 
hay un lado correcto en la historia 
hay quién es un hito (o un mito), 
quienes cuestionan costumbres 
quiénes transgreden los tabúes 
aquellos que no se reprimen 
 
así la urbanidad los rezague 
así los gobiernos los liquiden, 
resiste, no le consientas quitar 
la lumbre de autenticidad que 
en vuestras pupilas arde 

Amarat